JESUCRISTO   LA RESURRECCIÓN VIENE. HE AQUÍ QUE VIENE CON LAS NUBES Y TODO OJO LE VERÁ, Y LOS QUE LE TRASPASARON. Apocalipsis 1:7.

   PAGINA INICIAL 

 CONT@CTENOS    EL CAMINO A  DIOS    EL EVANGELIO   LA BIBLIA     DICCIONARIO ESPIRITUAL    ALIMENTO SOLIDO

DECLARACIÓN DE FE DE JESUCRISTO.NET

 

DIOS

LA BIBLIA

JESUCRISTO

EL ESPÍRITU SANTO

EL AMOR DE DIOS. LA SALVACIÓN

EL HOMBRE Y EL PECADO

PREDICACIÓN DEL EVANGELIO

LA IGLESIA.  LA VIDA CRISTIANA

ISRAEL. MESIÁNICOS. PROFECÍAS

JESUCRISTO VUELVE. LA RESURRECCIÓN

JUICIO FINAL. CIELO E INFIERNO

LA VIDA ETERNA. EL REINO DE DIOS

 

 

PARA PROFUNDIZAR EN TODAS LAS DOCTRINAS ACCEDA A "DOCTRINAS BÍBLICAS"

 


 

 

 

DIOS

YHWH el Señor nuestro Dios uno Es. Creador del universo. Todopoderoso, Omnipotente, Omnisciente y Omnipresente. Padre bueno que nos ama a todos con infinita misericordia y tiene preparado un Reino al que nos llama para la eternidad por la fe en la obra de salvación de Su Hijo. Existe eternamente en tres Personas: Padre, Hijo y Espíritu Santo. La Trinidad no es racional sino espiritual; no es comprensible por la mente del hombre, pero sí discernible por nuestro espíritu cuando nacemos de nuevo del Espíritu de Dios, y evidente por experiencia a aquellos que conocemos a Dios en Su Palabra y por Su Espíritu. Dios no es tres seres o dioses distintos. El hombre está hecho a la imagen de Dios, y también somos tres: espíritu, alma y cuerpo. 1Tesalonicences 5:23.

Dios nos da la respuesta a las preguntas existenciales:  ¿quienes somos?; ¿de dónde venimos?; ¿por qué estamos aquí? y ¿a dónde vamos?.  Él Es el que Es, el Verbo. Dios es el Dios de Abraham, de Isaac y de Jacob, de los profetas de la Biblia y de los Cristianos, el Dios de todo hombre. En la definición de Dios de "Avraham" de "Yitzchak" y de "Ya-akov"-"Yisrael" encontramos una perla espiritual del Señor, nuestro Dios. Abraham significa "padre de naciones", Isaac significa "risa" e Israel -el nombre nuevo de Jacob- significa "el que lucha con Dios y ha vencido". Interpretado, esto es el Dios de las naciones, el Dios del gozo espiritual y el Dios de aquellos que luchan por Su bendición. Isaac, la risa santa, el gozo del Espíritu, es el símbolo de Cristo, el Hijo de la promesa, nuestro gozo.

...Oye, Israel: YHWH nuestro Dios, YHWH uno es. 5Y amarás a YHWH tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas. 6Y estas palabras que yo te mando hoy, estarán sobre tu corazón; 7y las repetirás a tus hijos, y hablarás de ellas estando en tu casa, y andando por el camino, y al acostarte, y cuando te levantes. 8Y las atarás como una señal en tu mano, y estarán como frontales entre tus ojos; 9y las escribirás en los postes de tu casa, y en tus puertas. Deuteronomio 6:4.

...El Señor es mi pastor, nada me faltará. En lugares de delicados pastos me hará descansar; Junto a aguas de reposo me pastoreará. 3Confortará mi alma; Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre. 4Aunque ande en valle de sombra de muerte, no temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo; Tu vara y tu cayado me infundirán aliento. 5Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores; Unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando. 6Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida, y en la casa de Yahweh moraré por largos días. Salmo 23.

...1Alzaré mis ojos a los montes; ¿De dónde vendrá mi socorro? 2Mi socorro viene de Yahweh, que hizo los cielos y la tierra. 3No dará tu pie al resbaladero, ni se dormirá el que te guarda. 4He aquí, no se adormecerá ni dormirá El que guarda a Israel. 5Yahweh es tu guardador; Yahweh es tu sombra a tu mano derecha. 6El sol no te fatigará de día, ni la luna de noche. 7Yahweh te guardará de todo mal; El guardará tu alma. 8Yahweh guardará tu salida y tu entrada desde ahora y para siempre.  Salmo 121.

...En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios. 2Este era en el principio con Dios. 3Todas las cosas por Él fueron hechas, y sin Él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho. 4En Él estaba la vida, y la vida era la luz de los hombres... ...9Aquella luz verdadera, que alumbra a todo hombre, venía a este mundo. 10En el mundo estaba, y el mundo por Él fue hecho; pero el mundo no Le conoció. 11A lo suyo vino, y los suyos no Le recibieron. 12Mas a todos los que Le recibieron, a los que creen en Su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; 13los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios. 14Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros, y vimos Su gloria, gloria como del unigénito del Padre, lleno de gracia y de verdad. Juan 1.

Dios es nuestro Creador. Dios es nuestro Padre, nuestro escudo y protector, nuestro Amigo, nuestra vida, nuestra esperanza. Dios es el Rey del Universo por la eternidad. Bendito sea Su nombre por toda la eternidad. HalleluYah, Hosanna, Maranatha.

 

LA BIBLIA

La Biblia es la Palabra de Dios. Inspirada por Él, Santa e Infalible. Revelada por Dios a sus profetas en sus manuscritos originales. La Palabra profética para el hombre. La máxima autoridad suprema y guía de comportamiento moral y vida bajo el Nuevo Testamento. El mensaje central y final de la Biblia es El Evangelio de la Salvación para el Reino de Dios, la mayor esperanza para la humanidad. La Biblia contiene la enseñanza del conocimiento de Dios, la enseñanza histórico-profética, la enseñanza moral-doctrinal, y la simbólica y espiritual para el crecimiento de los discípulos. Material de estudio como el Diccionario Espiritual de la Biblia o un útil Mapa Web de las enseñanzas de Jesucristo en orden de crecimiento espiritual, son de crecimiento a la Iglesia. La Biblia se interpreta a si misma, y no necesita defensa externa. En la visión espiritual de la Biblia el discípulo de Jesús encuentra por el Espíritu Santo la interpretación de la Biblia para edificación personal y de la Iglesia. La Iglesia ha sido provista por el Espíritu Santo de pastores y maestros que enseñan a interpretar la Biblia por el Espíritu Santo en la enseñanza de la sana Doctrina, que se encuentra en muchos Estudios Bíblicos.

...De cierto, de cierto os digo, que el que guarda mi palabra, nunca verá muerte. Juan 8:51.

...las Sagradas Escrituras, las cuales te pueden hacer sabio para la salvación por la fe que es en Cristo Jesús. Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que todo hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra. 2Timoteo 3:15-16.

 

JESUCRISTO

Jesucristo es Dios hecho hombre. El Hijo eterno de Dios. El Verbo de Dios hecho carne, Juan 1. Él es la Palabra de Dios que se hizo hombre para salvarnos eternamente por Su muerte en la Cruz derramando Su sangre por nuestros pecados. Resucitó, subió al cielo y reina a la diestra del Padre. Jesucristo es Dios en la Trinidad y hombre verdadero. Creador de todo lo creado, para Su gloria, Juan 1:9. Y en 1Timoteo 2:5 se nos muestra como nuestro único mediador ante el Padre. Él dice de Si mismo que es el Camino al Padre, de donde procede.

...Porque un niño nos es nacido, hijo nos es dado, y el principado sobre su hombro; y llamárase su nombre: Admirable, Consejero, Dios fuerte, Padre eterno, Príncipe de paz. Profecía de Isaías 9:6.

...Jesús les dijo: Yo soy El Camino y La Verdad y La Vida; nadie viene al Padre sino por mí... Juan 14.

 

EL ESPÍRITU SANTO

El Espíritu Santo es nuestro amigo, ayudador y consolador. La persona Espiritual de Dios. Nos acompaña durante el Camino hasta que venga el Reino de Dios. Su primera obra es convencernos de pecado, de justicia y de juicio. Juan 16:8. El Espíritu Santo viene a nuestra alma y nos hace nacer de nuevo en nuestro espíritu, cuando creemos Su mensaje de corazón; la salvación de Jesucristo. El arrepentimiento y la reconciliación con Dios por la fe en la Cruz de Cristo, es un don de Dios que el Señor nos da a través del Espíritu. El Espíritu nos enseña las Escrituras durante nuestras vidas e intercede por nosotros con gemidos indecibles. Romanos 8:26. El Cristiano tiene que vivir en el Espíritu. Romanos Capítulo 8. Es a partir de aquí que el hombre ama a Dios por encima de todo y Su Espíritu nos acompaña durante nuestra vida.

...Si me amáis, guardad mis mandamientos. Y yo rogaré al Padre, y os dará otro Consolador, para que esté con vosotros para siempre: el Espíritu de verdad, al cual el mundo no puede recibir, porque no le ve, ni le conoce; pero vosotros le conocéis, porque mora con vosotros, y estará en vosotros. No os dejaré huérfanos; vendré a vosotros. Mas el Consolador, el Espíritu Santo, a quien mi Padre enviará en mi nombre, Él os enseñará todas las cosas, y os recordará todo lo que yo os he dicho. Juan 14.

...Si vosotros, siendo malos, sabéis dar buenas cosas a vuestros hijos, ¿cuanto más vuestro Padre celestial dará el Espíritu Santo a los que se lo pidan? Lucas 11:13.

 

EL AMOR DE DIOS. LA SALVACIÓN

 

El amor de Dios por el hombre se refleja en la obra de Su Hijo en la Cruz. Dios nos ama de tal modo que entregó a Su Hijo por nosotros para que todo aquel que crea en Él no se pierda, más tenga vida eterna. Juan 3:16. La salvación se recibe por la fe en la obra redentora de Cristo por nosotros, que por el arrepentimiento transforma la mente del hombre en la de Cristo, en el nuevo nacimiento del Espíritu Santo. Jesucristo anunció Su sacrificio por nosotros y la resurrección, a todos los muertos de toda época, pasada, presente y futura (Juan 5:25), que no han tenido la oportunidad de escuchar el Evangelio porque no han sido alcanzados por la predicación ni han tenido acceso a la Biblia para conocerla, por lo que a todas las personas de la historia de la humanidad es dada la oportunidad de salvación. Efesio 4:9, 1Pedro 3:19-20. Todos tenemos que aceptar a Jesucristo como nuestro Señor y salvador personal y decírselo al Padre y a Cristo y confesarlo ante los demás, porque:

 

...De tal manera amó Dios al mundo, que ha entregado a su hijo unigénito para que todo aquél que en él crea, no se pierda, mas tenga vida eterna. Juan 3:16.

 

...Respondió Jesús y le dijo: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios. Juan 3:3.

 

 

EL HOMBRE Y EL PECADO

El hombre se ha separado de Dios, nuestro Padre, nuestro Creador y nuestro mejor Amigo, desde Edén, para seguir su propio proyecto de vida y ha fracasado, como es evidente. Creemos que el hombre está separado de Dios por causa del pecado, palabra que en el N.T. aparece en griego: "amartia", que significa error. Esta palabra se usaba cuando no se daba en el blanco; el hombre que no tiene a Cristo no da en el blanco de su vida y está apartado de Dios, y por lo tanto yerra. Lea Romanos 7:7. El hombre permanece en su naturaleza independiente y egoísta, en su propia mente cuyos proyectos propios convierte en ídolos, y por ello está destituido de la gloria de Dios. El hombre sin Dios es aquel que no quiere renunciar a su propio plan y proyecto de vida por culpa de su propio orgullo y necedad, y solo busca a Dios para que le bendiga y le ayude cuando se ve en apuros. Este error fue, y es, la propuesta del diablo, la serpiente antigua que se llama diablo y Satanás para tener al hombre bajo su influencia y engaño desde el Génesis o principio.

La serpiente tiene poder sobre la mente a través de un código pesado de moral, normas, prácticas y tradiciones que a lo largo de los siglos son tan pesadas que el hombre no puede llevar y falla en todas ellas, en todas las propuestas religiosas, morales, leyes, ideales, etc. las cuales se van modificando para terminar dándose cuanta de que no hay arreglo posible. El hombre bajo la serpiente ha sido engañado y vencido. De esta forma el hombre lucha entre conceptos de ciencia y fe, con razonamientos vanos y cambiantes según las épocas, como podemos comprobar por la ciencia siempre cambiante con nuevos descubrimientos que refutan lo aprendido antes. La única esperanza es por la gracia de Dios, sin méritos por nuestra parte, por la Cruz de Cristo, que se ha ofrecido en nuestro lugar para librarnos de la condenación y de la muerte, quitándole al diablo el poder sobre nosotros, si recibimos al Hijo de Dios, además de como nuestro mejor Amigo, como nuestro Salvador. "Arrepentíos".

...Si decimos que no tenemos pecado le hacemos a Él mentiroso y Su palabra no está en nosotros. 1Juan 1:10.

...Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe. Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas. Efesios 2:8.

 

PREDICACIÓN DEL EVANGELIO

El Evangelio de la salvación para el Reino de Dios ha de predicarse por todo Cristiano, de modo que la Iglesia lleve el Evangelio a todas las naciones, por todos los medios de comunicación posibles y a nuestro alcance. La salvación se recibe por la fe en la obra redentora de Cristo por nosotros en la Cruz del Calvario, como pago por nuestros pecados, y por el arrepentimiento, transforma la mente del hombre en la de Cristo, en el nuevo nacimiento del Espíritu Santo. Es la Gran Comisión de Jesucristo a sus discípulos y a todos los Cristianos.

...Porque la palabra de la cruz es locura a los que se pierden; pero a los que se salvan, esto es, a nosotros, es poder de Dios. 1Coríntios 1:18.

...Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y  del Hijo y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén. Mateo 28.

 

LA IGLESIA.  LA VIDA CRISTIANA

El Cristiano forma parte del Cuerpo de Cristo, La Iglesia. El bautismo por inmersión en agua, en el nombre de Jesucristo y en la fórmula de Mateo 28, nos hace miembros si hemos sido conscientes de su significado, y es de debido cumplimiento para declarar nuestra fe ante Dios y los hombres. El bautismo es como la firma del contrato que dice que hemos aceptado a Jesucristo como nuestro salvador. Una vez bautizado, el Cristiano es llamado por Jesucristo a una vida santa -no del mundo- para caminar junto a Dios. El Cristiano debe tomar la Santa Cena, participando en el partimiento del pan y tomando el vino como símbolos del cuerpo y de la sangre de Cristo; cuerpo al cual ahora pertenece el Cristiano, lo cual manifiesta durante su vida al tomar el pan, y beber el vino, en su significado espiritual de comer la Carne y beber la Sangre de Cristo, que ha limpiado nuestros pecados. En la Iglesia, el cuerpo de Cristo ha de participar también y muy especialmente en el culto de alabanza y adoración a través de cánticos e himnos espirituales, que han de encomendar a los hermanos que tienen el don de la música y el cántico, y como magnífico ejemplo tenemos los Salmos. Para comprender la Iglesia, el Cristiano debe estudiar la Historia de la Iglesia, no solo en su contexto histórico documentado, sino en su origen Bíblico, en la vida de Jesucristo con Los 12 Apóstoles y en La Sucesión Apostólica. El Cristiano que vive bajo la guía del Señor es lámpara y sal del Ministerio de la Iglesia en su iglesia, en el servicio a Dios y a su prójimo.

La vida cristiana es de crecimiento espiritual continuo. En la visión espiritual de la Biblia el discípulo de Jesús encuentra por el Espíritu Santo la interpretación de la Biblia para edificación personal y de la Iglesia, que nos llevará a caminar en el amor a Dios y a los hermanos en la fe, a nuestra familia, vecinos, y al prójimo en general llevándoles el Evangelio. Nuestra iglesia es nuestra familia en Cristo. Sus frutos se verán en su amor por Dios, en el amor por sus hermanos y por su prójimo, en especial por los pobres y marginados, en buenas obras de Ayuda Humanitaria, y en la predicación del Evangelio. La fe es el don de Dios para salvarse y vivir. El Cristiano ha de santificarse (separarse) del mundo y de falsos cristianos y compartir su vida con Cristianos e iglesias que sigan la sana doctrina. Gálatas 6:2 y 1Juan 3:14-17. El Cristiano es nacido de nuevo cuando ha recibido la fe en el Hijo de Dios y llama a Jesús "Señor" en la profundidad de su significado. Entonces ha conocido al Espíritu Santo, quien le bautizará en fuego espiritual de Dios. ...De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios. Juan 3:3.

La Iglesia es provista por Dios de dones espirituales, ministerios y ministros para su gobierno, beneficio y misión, en ancianos u obispos, pastores y maestros, y en diáconos para servir a los creyentes, una nación de reyes y sacerdotes. Creemos que cuando el hombre nace de nuevo ha de mantener su salvación, participar activamente en su iglesia, en la ayuda a los pobres, en oración diaria, en alabanzas a Dios en la congregación para darle la gloria en medio de Su pueblo, y en su vida diaria, y en el estudio de la Biblia. 1Pedro capítulos 4 y 5. De este modo queda expuesto Quienes Somos los Cristianos, sin denominación.

...Y constituyeron ancianos en cada iglesia, y habiendo orado con ayunos, los encomendaron al Señor en quien habían creído. Hechos 14:23. ...4Y al pasar por las ciudades, les entregaban las ordenanzas que habían acordado los apóstoles y los ancianos que estaban en Jerusalén, para que las guardasen. 5Así que las iglesias eran confirmadas en la fe, y aumentaban en número cada día. Hechos 16:4. ...28Por tanto, mirad por vosotros, y por todo el rebaño en que el Espíritu Santo os ha puesto por obispos, para apacentar la iglesia del Señor, la cual él ganó por su propia sangre. Hechos 20:28.

...Y él mismo constituyó a unos, apóstoles; a otros, profetas; a otros, evangelistas; a otros, pastores y maestros, 12a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo, 13 hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo. Efesios 4:11.

 

ISRAEL. MESIÁNICOS. PROFECÍAS

Israel ha guardado la Palabra de Dios para todas las naciones hasta la venida de Jesucristo, como lo ha hecho la Iglesia desde entonces con la Biblia. Fueron llevados a las naciones fuera de su tierra tras la destrucción del templo en el año 70 cumpliendo la profecía de Jesucristo en Mateo 24, al no recibir al Mesías como nación. Pero tienen promesa de regreso a su tierra, cumplida en 1948 y de restauración espiritual como nación al final de los días, cuando los tiempos de los gentiles se cumplan. Los Judíos Mesiánicos, son el último vínculo entre la Iglesia y los Judíos, en el último tiempo, siendo en nuestros días el comienzo de la conversión de Israel al Mesías Yahshua, Jesucristo. Zacarías 12 y Romanos 11.

Además de las profecías sobre Israel, en la Biblia encontramos que es Palabra profética de Dios. Los estudios Bíblicos sobre Profecías Bíblicas son una ventana al reloj profético de Dios. En las Noticias Proféticas sobre Jerusalén, la Iglesia y el mundo, vemos su cumplimiento. El Cristiano ha de conocer y estudiar las Profecías Bíblicas para saber en que tiempo espiritual vive, cuales son los acontecimientos y estrategias del mundo en contra del Evangelio de su tiempo y para demostrar a los hombres la veracidad de la Palabra de la Dios.

...Porque no quiero, hermanos, que ignoréis este misterio, para que no seáis arrogantes en cuanto a vosotros mismos: que ha acontecido a Israel endurecimiento en parte, hasta que haya entrado la plenitud de los gentiles; 26y luego todo Israel será salvo, como está escrito: Vendrá de Sión el Libertador, que apartará de Jacob la impiedad. 27 Y este será mi pacto con ellos, cando yo quite sus pecados. 28Así que en cuanto al evangelio, son enemigos por causa de vosotros; pero en cuanto a la elección, son amados por causa de los padres. 29Porque irrevocables son los dones y el llamamiento de Dios. Romanos 11:25.

...Tenemos también la palabra profética más segura, a la cual hacéis bien en estar atentos como a una antorcha que alumbra en lugar oscuro, hasta que el día esclarezca y el lucero de la mañana salga en vuestros corazones; 20entendiendo primero esto, que ninguna profecía de la Escritura es de interpretación privada, 21porque nunca la profecía fue traída por voluntad humana, sino que los santos hombres de Dios hablaron siendo inspirados por el Espíritu Santo. 2Pedro1:19.

 

JESUCRISTO VUELVE. LA RESURRECCIÓN

Jesucristo vuelve conforme a las profecías Bíblicas, como ya lo hizo la primera vez. Entonces fue para vencer al diablo y el pecado en la Cruz del Calvario. En Su venida establecerá Su Reino. La resurrección tendrá lugar cuando venga Jesucristo en las nubes, para establecer Su Reino, juntamente con el arrebatamiento en el aire de sus discípulos vivos al final de los tiempos. Lea 1Corintios 15.

...vendrá hora cuando todos los que están en los sepulcros, oirán Su voz; y los que hicieron lo bueno saldrán a resurrección de vida; mas los que hicieron lo malo a resurrección de condenación. Juan 5:28-29.

...Porque el Señor mismo con voz de mando, con voz de arcángel, y y con trompeta de Dios, descenderá del cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero. Luego nosotros los que vivimos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor. 1Tesalonicenses 4:16-17.

 

JUICIO FINAL. CIELO E INFIERNO

 

El Juicio Final condenará a los que aborrecen a Dios y no han recibido el Evangelio de la salvación en Jesucristo. Todas las naciones opuestas a Dios, perseguidoras de la verdadera Iglesia, de Israel y de Jerusalén serán vencidas en el día de Su venida. Él Juzgará y resucitará a todos los muertos, unos para vida eterna y otros para condenación perpetua. La profecía se verá cumplida en el fin de los días cuando la humanidad haya culminado su carrera a su auto-destrucción, no solo como especie sino como individuo, tras haberse visto bajo el egoísmo materialista y la destrucción moral y opuesta a la Santidad de Dios. En la resurrección, los justos estarán junto a Dios para vida eterna y los injustos resucitarán para castigo eterno. El alma del hombre no muere en la muerte física y recibirá un nuevo cuerpo en la resurrección, para vivir eternamente en el Reino de Dios. El alma de los enemigos de Dios irá al infierno por la eternidad. Mateo 10:28. Creemos y esperamos la venida del Reino de Dios y de Cristo, que los cielos y la tierra que existen ahora serán deshechos y esperamos nuevos cielos y nueva tierra. La nueva Jerusalén vendrá del cielo y será establecida según 2Pedro 3.

 

...Bendito el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que según su grande misericordia nos hizo renacer para una esperanza viva, por la resurrección de Jesucristo de los muertos, para una herencia incorruptible, incontaminada e inmarcesible, reservada en los cielos para vosotros, que sois guardados por el poder de Dios mediante la fe, para alcanzar la salvación que está preparada para ser manifestad en el tiempo postrero.  1Pedro 1:3-5.

...Pero del día y la hora nadie sabe, ni aun los ángeles de los cielos, sino solo mi Padre. Mateo 24:36. ...He aquí que viene con las nubes, y todo ojo Le verá, y los que le traspasaron. Y todos los linajes de la tierra harán lamentación por Él. Sí, Amén. Apocalipsis 1:7.

 

LA VIDA ETERNA. EL REINO DE DIOS

La Vida Eterna en el Reino de Dios, en paz y felicidad con Dios y la familia de los salvos por Él. Es la promesa que Jesucristo nos ha concedido por la fe en Su obra. Viviendo una vida Cristiana podemos perseverar en la fe hasta la venida de Su Reino. En Su Reino todos los que aman a Dios y al Mesías, nuestro Salvador serán reyes y sacerdotes y disfrutarán con Dios de Sus bendiciones, ahora en parte y tras la resurrección, durante la eternidad, como esposa del Cordero. Lea Apocalipsis, capítulos 21 y 22. Mientras tanto ...El reino de Dios está entre nosotros... Lucas 17:21. El Reino de Dios será establecido universalmente. Esta y otras profecías Bíblicas han de ser estudiadas y comprendidas por el Cristiano y anunciadas al mundo en general, para la gloria de Dios.

...He aquí que viene con las nubes, y todo ojo le verá, y los que le traspasaron; y todos los linajes de la tierra se lamentarán sobre él. Así sea. Amén. Apocalipsis 1:7.

 ...Buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas las cosas os serán añadidas. Mateo 6:33. ...De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios. Juan 3:3.

 


 

Como recordatorio en la historia de la Iglesia sobre declaraciones de fe, nuestro reconocimiento en Pascua 2009 al Credo de los Apóstoles:

CREDO DE LOS APÓSTELES

Creemos en YHWH, Yahweh, Dios Padre Todopoderoso, creador del cielo y de la tierra. Creemos en Yahshua, Jesucristo, Hijo unigénito de Dios, Nuestro Señor, quien fue concebido por el poder del Espíritu Santo, nació de María virgen. Sufrió bajo Poncio Pilato, fue crucificado, murió y fue sepultado. Descendió a los infiernos. Al tercer día resucitó. Ascendió al cielo y está sentado a la diestra de Dios Padre, Todopoderoso. Regresará para juzgar a vivos y muertos. Creemos en el Espíritu Santo, la santa iglesia universal, la comunión de los santos, el perdón de los pecados, la resurrección del cuerpo, y la vida eterna. Amén.

Aprenda La Biblia, la Palabra de Dios para todas las naciones, le hará sabio, compruebe toda doctrina para evitar el engaño, ore y alabe a Dios. No deje de congregarse en casas e iglesias con otros discípulos, Salmo 133; por sus frutos los conoceréis. Mateo 7:16. La Iglesia somos todos los que creemos que Jesucristo es el Mesías de la humanidad, el Hijo de Dios y nuestro Salvador, y vivimos una vida reconocible por nuestros frutos, los Cristianos.  Si aún no es Cristiano, aún está a tiempo. Le invitamos al Reino de Dios. Conozca a Jesús AQUÍ. ...En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tuvieseis amor los unos con los otros... Juan 13:35. Sonría :-) Dios nos ama.

Esperando que sea de utilidad y de bendición este ministerio que está al servicio de su majestad el Rey de reyes, Jesucristo, Jesús de Nazaret, Yahshua, les saludamos y bendecimos en el amor del Señor Jesucristo.

 

Carlos Padilla

Jesucristo.net

 

...El reino de Dios está entre nosotros... ... Jesucristo vuelve...

 

 

  • Porque un niño nos es nacido, hijo nos es dado, y el principado sobre su hombro; y llamárase su nombre: Admirable, Consejero, Dios fuerte, Padre eterno, Príncipe de paz. Profecía de Isaías 9:6.


  • Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mi. Palabras de Jesucristo. Evangelio de Juan 14:6.
  • Ud. quiere conocer a Dios, pero sabe que el camino no es por las religiones, ni por las sectas, ni por la sociedad. El mundo, sin Dios, ha fracasado. ...Yo ruego por ellos; no ruego por el mundo, sino por los que me diste; porque tuyos son... Juan 17:9. Oración de Jesús.


  • Si de verdad busca Ud. a Dios, comience hoy una nueva vida, de la verdadera mano de Dios. El Evangelio es el mensaje para todas las naciones, sin importar la raza, la procedencia ni la cultura. Dios es el Salvador de aquellas personas que le abren su corazón y se arrepienten de vivir sin El.


  • ...Así que hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la obra del Señor siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Señor no es en vano. 1Corintios 15:58.

  © Copyright. Todos los derechos reservados.  Desde Jesucristo.net  se autoriza la utilización de estos textos, previa petición, sin que se altere el contenido y citando su procedencia.